La cocina de la narrativa

El insomnio del escritor: Personajes complicados

El insomnio del escritor

El insomnio del escritor >>

El insomnio del escritor. Hablando con una de mis alumnas del taller de escritura ("Tu factoría de historias"), le pusimos nombre a una sensación muy familiar para los escritores y que, por lo tanto, no suele ser objeto de extrañeza ni de curiosidad para estos.  Cuando un escritor esta tramando una nueva historia, los personajes danzan, balbucen, protestan, se escapan, se incomodan, incluso incomodan al escritor, y en ocasiones lo hacen tanto y tan bien que pueden hasta con el sueño más pesado. (El insomnio del escritor)Hablando con una de mis alumnas del taller de escritura (“Tu factoría de historias“), le pusimos nombre a una sensación muy familiar para los escritores y que, por lo tanto, no suele ser objeto de extrañeza ni de curiosidad para estos.

Cuando un escritor esta tramando una nueva historia, los personajes danzan, balbucen, protestan, se escapan, se incomodan, incluso incomodan al escritor, y en ocasiones lo hacen tanto y tan bien que pueden hasta con el sueño más pesado.

Me decía mi alumna: “Víctor, ¿sabes que me ha pasado?, que anoche me desperté preocupada por el protagonista” (En el taller “Tu factoría de historias” cada alumno redacta, como parte de los ejercicios prácticos del curso, su propia novela). Dado que a los protagonistas hay que meterlos en problemas serios también hay que preocuparse por ofrecerles al menos una posibilidad de que salgan con bien o más o menos enteros. Le respondí: “¿Sabes cómo se llama lo que te pasó anoche?, se llama escribir.

Un escritor no escribe solo cuando realiza el acto físico de escribir, sea cual sea el medio que utilice para hacerlo. No, un escritor escribe siempre, mientras respira, mientras come, mientras lee, mientras se ducha, mientras duerme y, por supuesto, mientras no duerme porque está muy ocupado (y muy preocupado) buscando los cabos perdidos de su trama, esto es: escribiendo. Da igual si deja constancia en un papel de lo que ha escrito en su cabeza, el acto de escribir es muy anterior al acto de la escritura.

Artículos relacionados

4 Comentarios

  • Toni
    Septiembre 25th, 2014 · Responder

    Yo también soy de los que piensa que un escritor a veces puede aprovechar más su tiempo si deja de escribir. Quiero decir que a veces uno se empeña en seguir plantado delante del ordenador tecleando, aunque sea simplemente para ordenar las ideas, forzando e intentando sacar algo en claro y de provecho, cuando muchísimas veces es mucho mejor descansar, hacer cualquier otra cosa, sentarse en algún sitio o darse un paseo con una libreta en el bolsillo. A veces la respuesta o la idea que buscamos aparece sin más. ¡Un saludo!

    • victorjsanz
      Septiembre 25th, 2014 · Responder

      No puedo estar más de acuerdo, Toni.
      Y la libreta que no falte, ya sea un móvil, una libreta de papel o una servilleta de bar, es lo mismo.
      Muchas gracias por la visita y el comentario.
      Saludos.

      • Toni
        Septiembre 26th, 2014 · Responder

        Sí, ahora con la tecnología cualquier cosa vale. Y si no, como dices, una servilleta de papel. 🙂 Y hay que hacerlo, porque algunas ideas a veces se escapan como no las enganches bien fuerte del cuello. ¡Un saludo!

  • Chris J. Peake
    Octubre 5th, 2014 · Responder

    AMÉN.

    Me encantan tus reflexiones.

    Un abrazo!
    Chris.

    PS: Tengo que decirlo, eso de “¿Sabes cómo se llama lo que te pasó anoche?, se llama escribir.” te quedó muy Yoda, maestro Jedi. ajajaja. Ahora, me ha encantado. 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos marcados con un * son obligatorios