(VIII) Errores comunes de los escritores noveles

(VIII) Errores comunes de los escritores noveles ►

(VIII) - Errores comunes de los escritores novelesContinuamos con la serie dedicada a los errores que cometen algunos escritores noveles.

Si ves reflejados tus textos en estos análisis, no lo tomes como algo personal, lógicamente no es esa la intención, ya que han sido pensados para servir de ayuda en la detección y superación de los errores a aquellos que quieren mejorar su técnica.

22) Mis sentimientos sí que son profundos, ¿te lo demuestro?

Es frecuente entre los escritores noveles detectar cómo han concedido cierto protagonismo a la forma en que describen los sentimientos de sus personajes, especialmente cuando usan un narrador personal, generalmente en primera persona.

Leer más

Dilo con tus propias palabras

Ahora dilo con tus propias palabras
La búsqueda en Google de “trepidante thriller” arroja un saldo de 14 300 resultados

Hace unos días publiqué un artículo en el que criticaba la falta de imaginación de algunos autores autopublicados a la hora de promocionar sus obras. Esa falta de imaginación tiene como consecuencia inmediata la falta de originalidad y, por qué no decirlo, la falta de respeto con uno mismo. El mecanismo que permite esta autolesión es el que baja el listón que uno se suele poner, normalmente alto o muy alto, para no adentrarse en terrenos ajenos tanto como para perder de vista la linde.

Leer más

(VII) Errores comunes de los escritores noveles

(VII) Errores comunes de los escritores noveles ►

(VII) Errores comunes de los escritores novelesContinuamos con la serie dedicada a los errores que cometen algunos escritores noveles.

Si ves reflejados tus textos en estos análisis, no lo tomes como algo personal, lógicamente no es esa la intención, ya que han sido pensados para servir de ayuda en la detección y superación de los errores a aquellos que quieren mejorar su técnica.

19) Te lo voy a explicar otra vez por si no lo has entendido las tres primeras veces.

Cuando un escritor novel se siente inseguro con respecto a su escritura suele cometer el error de explicar varias veces aquello que acaba de narrar.

Un estilo poco claro, una idea poco trabajada o un texto escrito rápidamente (y además no revisado) son el hogar perfecto para este error de sobrexplicación.Leer más

(VI) Errores comunes de los escritores noveles

(VI) Errores comunes de los escritores noveles ►

(VI) Errores comunes de los escritores novelesContinuamos con la serie dedicada a los errores que cometen algunos escritores noveles.

Si ves reflejados tus textos en estos análisis, no lo tomes como algo personal, lógicamente no es esa la intención, ya que han sido pensados para servir de ayuda en la detección y superación de los 8errores a aquellos que quieren mejorar su técnica.

16) Escucha, que te voy a contar lo que ya sabes.

Tal vez se deba a una falta de planificación o a cierta precipitación en la escritura, pero es bastante frecuente entre los escritores noveles poner en escena a dos personajes con la misión de contarse entre sí algo que ellos ya saben, pero el lector aún no.

Así que al autor no se le ocurre nada mejor que sentar al uno frente al otro y poner en su boca frases del estilo:

  • “Bueno, ya sabes ese plan que tenemos tú y yo (para hacer esto o lo otro)”
  • “Ya sabes que tengo una hermana tres años menor que yo, y que mis padres se llaman Julio y Julia y que tú y yo somos amigos desde la infancia y que…”

Obviamente estas frases son solo ejemplos exagerados para ilustrar este tipo de error novel, pero creo que dan una idea aproximada del tipo de error al que me refiero.

Errores de escritores noveles. Error nº16: Mira, esto ya lo sabes. Clic para tuitear

En la mayoría de los casos, toda esa información que el novel se siente obligado a servir así al lector, le corresponde transmitirla al narrador.

17) Paz para todos.

En su afán por caer bien a todo el mundo y que todos lean su obra, algunos autores noveles optan por hacer a todos los personajes buenos; netamente y estúpidamente buenos.

El resultado que se consigue es que nadie sentirá interés por una historia en la que no haya al menos un personaje que encarne buena parte de las miserias del alma humana contra las que todos tenemos que luchar cada día.

Errores de escritores noveles. Error nº17: Paz para todos. Clic para tuitear

Incluso los personajes buenos no deberían verse privados de algunos rasgos negativos, siquiera potencialmente negativos.

18) Estas son mis ideas.

Este es un error que cometen la inmensa mayoría de los noveles. Se trata ni más ni menos que de robar el protagonismo que corresponde a los personajes y utilizarlos como marionetas para poner en su boca toda una declaración de ideas o principios que solo pertenecen al autor y que, por ende, no le interesan a nadie más que a él.

Los lectores de narrativa no quieren leer en una novela cuál es la ideología de su autor o qué piensa acerca de esto o de lo de más allá, sino que quieren ver a los personajes evolucionar por la escena de manera que pueda deducirse qué piensan ellos (y no su autor) sobre tal o cual cosa.

Errores de escritores noveles. Error nº18: Estas son mis ideas. Clic para tuitear

Como es lógico siempre va a existir cierto grado de transferencia de ideas entre autor y personajes, pero se trata de que esa transferencia y exposición de ideas (o incluso ideologías) no tome el papel protagonista en la historia; para eso ya están los ensayos y los artículos de opinión.

Si tienes interés en aprender a subsanar y prevenir estos y otros errores típicos del escritor novel, envíame un mensaje a través de este formulario y  diseñaré para ti un taller personalizado y al mejor precio.

Ver todas las entradas de: “Errores comunes de los escritores noveles

Comprar el libro «Errores comunes de los escritores noveles y cómo evitarlos», donde encontrarás muchos más errores y consejos.

© Víctor J. Sanz

Consulta aquí: todos mis cursos de narrativa en la Escuela de Formación de Escritores.Errores comunes de los escritores noveles (V)

El enemigo silencioso y mortal del autor novel

enemigo silencioso y mortal del autor novelEl enemigo silencioso y mortal del autor novel es tan peligroso que ni siquiera él mismo conoce su identidad ni las terribles consecuencias de su trabajo.

El enemigo silencioso y mortal del autor novel suele adoptar la apariencia de amigo o familiar del propio autor, y su principal y demoledora técnica de ataque consiste en acribillarlo a alabanzas, elogios, adulaciones, enaltecimientos y glorificaciones que hacen sonrojar a unos señores suecos que otorgan cada año un premio muy importante, hasta el punto de que perecen ahogados en un mar de dudas y remordimientos. Se calcula que al menos uno de estos suecos perece de tan terrible manera por cada ráfaga de ovaciones del amigo o familiar del autor novel.

Esta es, sin duda, una de las peores cosas que le puede ocurrir a un autor novel. La avalancha de felicitaciones por su escritura, especialmente cuando proviene de amigos y familiares que, en el mejor de los casos, no pasan de ser lectores y, en el peor de los casos nunca podrán emitir una opinión enteramente objetiva, no es otra cosa que una bomba de tiempo cuya cuenta atrás se inicia en el momento en que se dispara la primera felicitación y que puede explotarle en cualquier momento al autor en las narices.

Con todo, existe un ataque aún más mortífero de este enemigo silencioso del autor novel. Y es el que ejecuta en público. El enemigo del autor novel adopta en estas circunstancias la apariencia de un desconocido, para lo que se vale de un bigote postizo que lo hace irreconocible para el ojo poco experto.

enemigo silencioso y mortal del autor novel

enemigo silencioso y mortal del autor novelSu técnica es tan simple como letal: haciéndose pasar por ese desconocido del bigote que tanto se parece al amigo del autor, se acerca sigilosamente a la página de Amazon donde se encuentra la obra a la venta y se derrama sobre ella en alabanzas, loas, aplausos y valoraciones de cinco estrellas.

Los daños colaterales de este vil proceder son incalculables, pero se sabe que afecta a muchas personas. La primera víctima es, indudablemente, el propio autor novel que, desde tan alto donde lo han aupado, todo el camino que tiene por delante es hacia abajo. Esto puede convertirse en fuente inagotable de frustración y abandono de todo intento ulterior de ganarse un espacio en el mundo de las letras.

enemigo silencioso y mortal del autor novelLa segunda víctima es todo aquel autor, novel o no, que consigue producir obras de cierta calidad, y que irremisiblemente se hundirán tras chocar contra los icebergs pululantes en que se convierten estos aludes de amiguismo.

La tercera víctima, pero la más importante y la más numerosa, es el lector, que una vez más vuelve a ser engañado y defraudado por una obra de la que se dicen muchas bondades, pero cuando se queda uno a solas con ella, resulta ser un cadáver envuelto para regalo por ese enemigo silencioso y mortal del autor novel.

Como consecuencia de todo esto, el autor novel es empujado hasta el borde del acantilado y puesto en el brete de dar un paso hacia adelante con su próxima obra.

El enemigo silencioso y mortal del autor novel

© Víctor J. Sanz